//

“Camerún es una muy buena opción para encontrarse a sí mismo, para aprender a valorar lo que no valoramos”

Eugenio Puertas es de Dúrcal y es el Responsable de Seguridad y Salud en la construcción de la central hidroeléctrica de Nachtigal, en Camerún. A su cuidado están nada menos que 3.000 trabajadores de diferentes empresas que construyen una presa que dará energía limpia a más de ocho millones de cameruneses. Un país “por descubrir”, en palabras de Eugenio, “una muy buena opción para encontrarse a sí mismo, para aprender a valorar lo que tenemos en España y no valoramos. Aquí puedes ver lo más bonito que hay en este mundo y las miserias más absolutas que puedas imaginar”

minutos de lectura

¿Cómo es para un durqueño vivir en Camerún?

Pues es una experiencia muy interesante de vivir, sobre todo para poder valorar y comparar lo felices que somos en nuestra tierra ‘El valle de Lecrín’ y lo poco que valoramos el trabajo y el esfuerzo que se ha hecho para que a día de hoy disfrutemos de los servicios y comodidades que tenemos. 

¿Por qué cambió su residencia de Dúrcal a Yaundé?

Por motivos laborales y por vivir una experiencia difícilmente comparable con nada que lo que he hecho hasta día de hoy. Se me ofreció la posibilidad de ser contratado por una empresa para la construcción de una de las centrales hidroeléctricas más grandes del mundo que actualmente se están construyendo, la segunda más grande de África. 

¿Qué imagen tienen en Camerún de España? 

Pues la verdad, es que me sorprendió la buena imagen que se tiene de España en el exterior, en dos años en Camerún nunca he encontrado ningún problema con la población local. Conocen bastantes cosas de nuestro país, sobre todo de fútbol, Madrid, Barcelona… Nuestra comida y cultura gastronómica les es un poco desconocida, pero cuando nos juntamos los españoles y hacemos cocido o intento preparar un plato de “papas a lo pobre” les gusta bastante, aunque no me salen muy correctas del todo… El gazpacho no les gusta nada (risas).

¿Qué hay que ver en Camerún que no se pueda ver en otro sitio?

Selva, playas, el contraste de la vida moderna con la vida de hace 200 años. Camerún es un conglomerado de tribus y cada una de ellas tiene sus tradiciones y sus lenguas milenarias.  Eso sí, francés e inglés como lengua vehicular.

¿Hay algún durqueño que se haya animado a visitarlo?

Por el momento nadie se ha atrevido a venir, pero no pierdo la esperanza.

¿Qué es lo más extraño o sorprendente que se ha encontrado en este lugar?

Los entierros. Cuando muere alguien hacen un duelo de tres días de duración y el último día los amigos presentan sus respetos a la familia y la familia ofrece comida y bebida a los invitados. Esto se acaba convirtiendo en una gran fiesta. Evidentemente sienten la pérdida de un amigo o familiar, pero no se centran en el dolor o la pena, celebran la vida del difunto, recuerdan los buenos momentos vividos, sus hazañas y todo acaba con la gente bailando y cantando por haber podido compartir esos buenos momentos con el difunto.

¿Qué es lo que más extrañas de Dúrcal y del Valle de Lecrín?

Se extrañan muchísimas cosas, incluso cosas que antes despreciaba o no valoraba como debería. Evidentemente, se echa de menos a la familia, amigos y vecinos, la romería de San Isidro, las fiestas de Nigüelas… Pero también cosas que antes no pensé nunca que echaría de menos, como sembrar las papas, ir en busca del agua al ojo del peñaero hasta llegar al término y, si se tercia, subir a Nigüelas a ver cuál es el problema.

¿Piensa en volver a Dúrcal o España para vivir aquí?

Volveré a España. Uno de mis objetivos cuando salí de Dúrcal dirección Barcelona hace ya casi 5 años era volver a Granada y poder trabajar y vivir en mi tierra, pues algo que no sabemos es el gran país que es España. Esto hay que vivirlo para saberlo, pero no salir a Francia o de viaje de 15 días a Tailandia, sino el vivir en otro país en el que puedas ver cómo sería tu vida sin autovías, sin sanidad pública, sin una educación pública.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Lo último

0 £0.00